Little Italy

Market · Defence Colony, Delhi

Si el ventanal y el cartel que anuncian el Little Italy en el mercado de Defence Colony son perfectamente visibles desde cualquier lugar, la entrada es algo más rebuscada. Por detrás del edificio, donde ya sólo quedan las salidas de humos de las cocinas, a través de una pequeña tienda y un ascensor que no calificaríamos de última tecnología, se llega a la recepción de este pequeño y encantador restaurante italiano. Paredes rojas con algunos detalles dorados, grandes muebles casi dieciochesecos diría y una minicadena, a la vista, que toca suavemente música mediterránea (no siempre italiana). Este local podría estar en Barcelona y sería un lugar al que me gustaría ir, aunque el ambiente se mereciera unas sillas más ligeras.

Con todo, este es un restaurante con clase y el servicio actua acorde. La carta es extensa y los platos estan bastante bien logrados. Lástima de aquel punto de picante que hace que una pizza deliciosa se convierta en una pizza deliciosa indianizada, pero como en todo el mundo, las cocinas deben adaptarse al gusto de los consumidores. La sopa de cebolla, por ejemplo, no tenía ni una gota de pimienta, lo que produjo murmurios de aprovación entre la audiencia occidental. Además, hay que añadir que el precio no es nada desorbitado para el lugar, el producto y el servicio que presentan. Así que se recomienda.

Lástima que no se animen a ofrecer vino. Ese detalle le daría un toque sublime.